miércoles, 16 de mayo de 2007

Tu ausencia

"¿En qué hondonada esconderé mi alma
para que no vea tu ausencia
que como un sol terrible, sin ocaso,
brilla definitiva y despiadada?
Tu ausencia me rodea
como la cuerda a la garganta,
el mar al que se hunde."
J.L.B


Sumó las excusas, las mentiras, las locuras, los abandonos, los años desperdiciados. Pensó que posiblemente era viable salvarlo y que también cabía el riesgo de una nueva frustración. Aun así no armó las valijas y corrió enceguecida detrás del primer intérprete de amante que se escapó del plano onírico y se apareció como salido de la lámpara de Aladino.
Nunca supo antes cuan terrible era la soledad hasta ese momento, porque siempre la había evitado, a excepción de una vez en que unas semanas de soledad le provocaron alergia en los tobillos. Había sido abandonada por él y sus desvaríos. Ahora eran otros los síntomas: un ancho ardor en el alma, hinchazón en los ojos, dolor de pensamientos, llanto matutino, vespertino y nocturno, falta de aire, temblores, ira, decepción, angustia, y una rara transparencia en el pecho que le dejaba el corazón a la intemperie. Poco sospechaba cómo era capas de doler el alma, cuan sentido podía ser el grito que le nacía en las entrañas para llegarle a él, en su lejanía de libertad, gozo y soledad.
Ella por el contrario sólo sabía de tristezas y odios, de amplios fracaso amontonados y polvorientos en la repisa. Deseaba que se hunda en un abismo, que una plaga invada su casa, que lo condene esa culpa que ella perfectamente conocía.
Sentía su mutismo clavándose como una daga y su retrato persiguiéndola todo el día, asimilando un espectro. Lo veía en el grotesco de las frivolidades, como un usurpador.
Lo había llamado y escrito extensas cartas, se había aparecido en sus sueños, a robarle un beso, pero aun así el la rechazaba y al amanecer su alma llegaba cansada y con sed, luego de recorrer las áridas y extensas distancias que el había extendido entre ellos.
Así, víctima de su inmadurez, sus caprichos, sus comparaciones, se quedaba quieta ante los celos absolutos y se reprimía en la imagen deforme que le mostraba el espejo, con el desgarro sangrando, con el amor saliéndose del cuerpo. Yendo a ningún lugar, exiliada, ansiosa; humedeciendo pañuelos interminables cuya punta parecía estar en la galera de un mago.
“Adiós soledad definitiva, vete lejos. No quiero conocerte” pensaba. Vio sus valijas vacías, sus manos urgentes, su reloj avanzando de manera inversamente proporcional a sus deseos de verlo. El blanquinegro paisaje permaneció intacto.
“Entonces esto era, entonces así se siente morir de amor.”

18 comentarios:

Belkis Araque "Bel" Niña Fresa dijo...

Hay que vivir todos los estados de ànimo...pero tranquila..nadie tiene la ùltima palabra <3


Beshossss

Mauro Enrrique... dijo...

Bellas palabras...
y si, hay que vivir todos los estados de animos, pero hasta de los mas malos, siempre hay algo bueno...

Todo puede ser como queremos, solo hay que tener la fuerza suficiente para hacer que los sueños sean realidad.

Un Beso...
Hasta siempre

Cabezota sin remedio, corazón enorme dijo...

Bellos sentimientos. Pero nadie merece tanto dolor. Sé bien de lo que hablo. Bonito blog. Me pasaré más por aquí.

Por cierto fue una película argentina: "No sos vos, soy yo", la que más me ayudó en ciertos momentos.

Garullas dijo...

"No sos vos, soy yo";si que es especial.

En el camino de la vida hay cosas más duras con relación a la soledad. ¿cómo explicas sentirte solo rodeado de gente? peor aún si es tu pareja y sientes un vacío, y no te animas a dejar todo atrás por que temes que el vacío crezca, que te envuelva indefectiblemente y despaparezcas sin sentido.

Como explicar que lo que fué ayer un prado hoy tiene rocas y arena en muchos lugares..

Pater Noster dijo...

esa soledad que puede convertise en un ambismo, o un pozo de paredes lisas... y todo esta en la mente.

STAY BRUTAL

juanmosquera dijo...

...asi se siente morir de amor

Anónimo dijo...

Me encanta con la presicion q describis lo q se siente q te deje la persona q amas!! Sos tan precisa!!

BLoDDy RuTh dijo...

la ausencia... realmente duele... y bastante! pero es verdad lo que dice pater, eso esta en nosotros mismos, de nuestra parte esta sufrir la ausencia o seguir adelante y no dejanos llevar por la tristeza...

saludos sangrientos!!! ;D

Celeste dijo...

Qué doloroso ha sido para mí leer esto hoy.

Sin embargo, hermoso, realmente hermoso.

En el sur brota la poesía por doquier?

Beso celeste...

mixtu dijo...

ausencia, por veces la ausencia es presencia...

abrazo con dos brazos :)

Nelly Cervantes dijo...

Así se muere al sentir amor...
saludos. Literata rosa.

MentesSueltas dijo...

Dejo aquí un inmenso abrazo, desde el otoño soleado de Buenos AIres.
MentesSueltas

Sirena dijo...

Gracias a ti por compartir textos como este. Puro sentimiento. La ausencia de alguien que quieres te "mata en vida", vas como un zombie en un mundo de vivos. Time after time (Da tiempo al tiempo), todo lo malo pasa. En cuanto menos lo esperes verás un rayo de luz que arrancará reflejos en tu cara. Besitos, amiga. ;)

naibis-cohen dijo...

Hola, literataroja.

Es interesante tu propuesta, es un blog de letras intensas y agudas, lo tomaré desde mi particular perspectiva e intentaré pasearme por acá muchas veces, pude leer todo el material que tienes, y es bueno, buenas escogencias.

Q continue el contacto.

Jimi H dijo...

Y que te puedo decir de este escrito. Muy lindo!!! seguí asi...
Será que es así como vos decís? me estás haciendo pensar más de la cuenta...Besotes

Maquiavélica dijo...

diablos niña tu post esta muy muy critico¡¡¡ y pues creo q hay de todo en esta vida asi como de las cosas malas tambien se aprende algo nuevo¡¡¡aunque no nos guste del todo¡¡¡¡
thanks x tu visita
besitos maquiavelicos

Luthien dijo...

A mí tampoco me gusta la soledad, a veces es un mal necesario =( jajaja

Buaaaaaaaaaa

Besos Literata

David Alvarado dijo...

ME GUSTA MUCHO LO QUE ESCRIBES FELICIDADES, PASATE POR MI BLOG Y DAME TU OPINION ALGUNA VEZ, FELICIDADES...